Las palabras necesitan de un contexto histórico, político, social, cultural, económico y biográfico para significar. Exhorto a los lectores a realizar un viaje de conocimiento acerca de lugares, tiempos y autores para enriquecer la experiencia literaria que propongo en este espacio. Gracias.

domingo, 28 de diciembre de 2014

¡Feliz Navidad! (la guerra terminó) (canción)

¡Feliz Navidad! (la guerra terminó)

¡Feliz Navidad, Julian!
¡Feliz Navidad, Kyoko!

Ya llegó Navidad
Y qué han hecho ustedes.
Otro año se va
Y uno nuevo comienza.

Y, entonces, esto es Navidad
Y espero que estén bien
El cercano y el querido,
El viejo y el joven también.

Y una muy feliz Navidad
Y un feliz Año Nuevo.
Que la esperanza prevalezca
Y el miedo desaparezca.

Y, entonces, esto es Navidad
Para el débil y el fuerte,
Para el rico y el pobre,
El mundo está muy mal.

Y, entonces, feliz Navidad
Para el negro y el blanco,
Para el amarillo y el rojo,
Paremos de pelear.

¡La guerra termina,
Si lo quieren ustedes,
La guerra termina ya!

De John Lennon,
En Happy Xmas (War is over), EMI/Parlophone/Apple Records, 1971.
Traducido por Félix Sánchez Durán.

sábado, 13 de diciembre de 2014

Miedo (de cobardes y de héroes)

Miedo (de cobardes y de héroes)

El miedo dice más de uno de lo que nos imaginamos…

Cuando por miedo dejamos
A un hombre tirado
En el medio de la calle,
Somos indiferentes.

Cuando por miedo
No llamamos en busca de ayuda
Para alguien que la necesita,
Somos, también, egoístas.

Cuando por miedo
Pasamos un semáforo en rojo
En algún lugar de la provincia,
Somos, además, posibles asesinos.

Cuando el miedo nos impulsa
A salvarnos nosotros mismos,
Y olvidamos a quienes están a nuestro lado,
Somos la peor expresión
De lo que el humano
Puede ser:
Somos egómanos.

El miedo es sólo una excusa profunda
Para preocuparnos exclusivamente
De nosotros mismos.

Afortunadamente,
Aún quedan aquellos quienes,
Ante el miedo, se transforman en héroes.

Por Félix Sánchez Durán

martes, 9 de diciembre de 2014

Hasta siempre, Comandante (canción)

Hasta siempre, Comandante

Aprendimos a quererte 
desde la histórica altura,
donde el sol de tu bravura 
le puso un cerco a la muerte. 

Aquí se queda la clara, 
la entrañable transparencia, 
de tu querida presencia, 
Comandante Che Guevara. 

Tu mano gloriosa y fuerte 
desde la historia dispara 
cuando toda Santa Clara 
se despierta para verte. 

Aquí se queda la clara, 
la entrañable transparencia, 
de tu querida presencia,
Comandante Che Guevara. 

Vienes quemando la brisa 
con soles de primavera
para plantar la bandera 
con la luz de tu sonrisa. 

Aquí se queda la clara, 
la entrañable transparencia, 
de tu querida presencia, 
Comandante Che Guevara. 

Tu amor revolucionario 
te conduce a nueva empresa,
donde esperan la firmeza 
de tu brazo libertario. 

Aquí se queda la clara, 
la entrañable transparencia, 
de tu querida presencia,
Comandante Che Guevara. 

Seguiremos adelante, 
como junto a ti seguimos, 
y con Fidel te decimos: 
‘¡Hasta siempre, Comandante!’ 

Aquí se queda la clara, 
la entrañable transparencia, 
de tu querida presencia,
Comandante Che Guevara.

De Carlos Puebla (Carlos Puebla y sus Tradicionales),
en Y diez años van, Jota Jota, 1969.

lunes, 8 de diciembre de 2014

Hombre que mira su país desde el exilio

Hombre que mira su país desde el exilio

País verde y herido

comarquita de veras
patria pobre

país ronco y vacío

tumba muchacha
sangre sobre sangre

país lejos y cerca

ocasión del verdugo
los mejores al cepo

país violín en bolsa

o silencio hospital
o pobre artigas

país estremecido

puño y letra
calabozo y praderas

país ya te armarás

pedazo por pedazo
pueblo mi pueblo

país que no te tengo

vida y muerte
cómo te necesito

país verde y herido

comarquita de veras
patria pobre

de Mario Benedetti,
en Poemas de Otros, Editorial Alfa Argentina, 1975.

El invulnerable

El invulnerable

En la ciencia de la abstención
ha llegado bien lejos.
Sanguinarios son los crímenes 
que no cometió,
infinita la hueste de las faltas
que ha evitado.
Observaciones adecuadas,
muchachas no embarazadas
orlan su camino.
Su falta de olor
es vertiginosa,
su reputación
deja sin negocio a cualquier lavandería química,
es blanco, no estornuda,
nos bendice, está bendito.
Otras señales de vida
no son de temer
de su parte.
Sin verrugas desaparece
en su propia fotografía.

De Hans Magnus,
en Entre los Poetas Míos... - Colección Antológica de Poesía Social Vol.24, Biblioteca Virtual Omegalfa, 2013.

jueves, 4 de diciembre de 2014

Tal vez porque todavía tenés esperanza

Tal vez porque todavía tenés esperanza

Por qué seguís vistiendo el traje de las ovejas
Que marchan con las cabezas bajas
A que las esquilen
Y después las maten
Si tenés cola de lobo
Y dientes afilados

Por qué intentás erguirte en pastor
Si las ovejas siguen marchando
Con las cabezas bajas
No te miran ni responden
Te llevan con ellas
Y podés ser lobo

Por qué renegás de tu estirpe cazadora
E intentás vivir como una presa
Para poder despertar
A las dormidas ovejas
Que sólo quieren
Que las esquilen
Y algún día poderse sentir cazadoras,
Pero sin tener cola de lobo,
Dientes afilados y garras poderosas

Por qué se creen tantas veces cazadoras
Y llaman a los lobos
Como quien llama a su especie
Creen que comerán carne de cordero
Pero serán el plato principal
Y aunque tengan espíritu carnívoro
Sin dientes, garras ni cola
No lograrán atacar

Por qué si la oveja intenta morderte
Sin tener afilados los dientes
No podés devolverle el mordisco
Y así acabar con su suerte
Que ocupe su lugar, la muerte,
Y ser lobo al fin

Tal vez porque todavía tenés esperanza

Por Félix Sánchez Durán

martes, 2 de diciembre de 2014

Decreto de aplicación

Decreto de aplicación

Del Artículo 5, párrafo 3 GG

& 1. El arte es libre.

& 2. Se prohíbe al artista
ser inofensivo, discreto,
buen marido
con ingresos regulares.

& 3. El artista está obligado
a ser insoportable.
Con sus intervenciones
como aguafiestas asocial,
mártir ofendido,
náusea legendaria,
tiene que molestar, aburrir
y distraer a inofensivos, discretos,
buenos maridos
con ingresos regulares,
toda una vida.

De Hans Magnus,
en Entre los Poetas Míos... - Colección Antológica de Poesía Social Vol.24, Biblioteca Virtual Omegalfa, 2013.

Blues de la clase media

Blues de la clase media (Middle class blues)

No podemos quejarnos.
No hemos sido despedidos del trabajo.
No pasamos hambre.
Nosotros comemos.

Crece la hierba,
el producto social,
las uñas,
el pasado.

Las calles están vacías.
Los cierres son perfectos.
Las sirenas callan.
Todo eso pasará.

Los muertos han hecho su testamento.
La lluvia se ha transformado en llovizna.
La guerra aún no ha sido declarada.
Eso no corre prisa.

Comemos la hierba,
comemos del producto social,
comemos las uñas,
comemos el pasado.

Nada tenemos que ocultar,
nada tenemos que perder,
no tenemos nada que decir.
Lo hemos hecho.

El reloj se ha estropeado.
Las cuentas han sido pagadas
La colada ya está terminada.
El último autobús que pasa
está vacío.

No podemos quejarnos
¿Qué estamos esperando, pues?

De Hans Magnus,
en Entre los Poetas Míos... - Colección Antológica de Poesía Social Vol.24, Biblioteca Virtual Omegalfa, 2013.